Instalan cancha para Confederaciones a un mes del arranque

MOSCÚ (AP) — Los organizadores rusos se apresuran para terminar una nueva cancha en el Estadio San Petersburgo en que se disputará la final de la Copa Confederaciones.

A menos de un mes del inicio del torneo, el estadio para 68.000 aficionados requiere su tercer campo después de serios problemas técnicos con los dos primeros.
Los organizadores han iniciado la “fase activa” de instalar la nueva cancha, que debería estar terminada para el 2 de junio, dijo el viceprimer ministro Vitaly Mutko a la agencia rusa de noticias R-Sport. Son 15 días antes que el estadio sea escenario del juego entre Rusia y Nueva Zelanda con que dará inicio a la Confederaciones.
El estadio ha sido sede de sólo dos partidos de la liga rusa, y en ambas veces las condiciones de la cancha han sido pésimas.
Esa cancha fue la segunda en ser retirada en el Estadio San Petersburgo después que la original se secó, indicó previamente un funcionario del club Zenit de San Petersburgo.
El estadio fue diseñado con un mecanismo que permite que la cancha se deslice hacia afuera para aprovechar mejores condiciones para el crecimiento del césped. Sin embargo, eso no funciona debido a las instalaciones temporales construidas en los alrededores del estadio para la Copa Confederaciones y la Copa del Mundo del próximo año.
El Estadio San Petersburgo, cuya construcción se encuentra atrasada y ha rebasado su presupuesto, ha estado plagado de problemas que incluyen escándalos de corrupción y la muerte de trabajadores.