En medio de polémica, erigen nuevos monumentos confederados

ATLANTA (AP) — Mientras se retiran, cubren, derriban o vandalizan los monumentos y estatuas a los confederados en todo el país, otras personas erigen monumentos afines e insisten que su único propósito es honrar a los soldados de la Guerra Civil que murieron por el los estados sureños.

 

Quienes apoyan los nuevos monumentos dicen que están resueltos a mantener su interpretación de la historia.

“Lo que quiero expresar es cuánto sufrieron los sureños, no solo durante la guerra sino después del conflicto, durante los años de la Reconstrucción”, dijo David Coggins, dueño del Parque Memorial Confederate Veterans en Brantley, Alabama, que este mes dedicó un memorial a los “Soldados Confederados Desconocidos de Alabama”.

Otras personas dicen que la raza no tiene nada que ver con estos nuevos monumentos, contrario a los erigidos después de la guerra.

“El problema era con algunas de las estatuas que fueron erigidas, es que su intención era fundamentalmente intimidar a la gente”, dijo Danny Francis, comandante de una unidad de los Hijos de los Veteranos de los Confederados en Carolina del Sur.

Su organización develará un monumento de 7 pies (2,1 metros), que costó 5.000 dólares, en una propiedad privada donde aficionados a la Guerra Civil, tanto del Norte como del Sur, recrean cada año la Batalla de Aiken.

“No estamos tratando de oprimir a nadie, solo somos historiadores. Todos son bienvenidos”, dijo Francis.

Los nuevos monumentos enviarán un mensaje discriminatorio, de acuerdo con la Asociación Nacional para el Avance de Gente de Color, NAACP por sus siglas en inglés.

“Estamos tratando de sanar a la nación, y cada vez que se levanten más y más de esto, va a seguir siendo una bofetada”, dijo Benard Simelton, presidente de la conferencia de Alabama del NAACP.

“Estos generales y soldados confederados cometieron actos de traición. Pelearon contra la Unión, pero ‘en favor’ de la esclavitud. La Confederación peleó para mantener el status quo de la esclavitud y la supremacía blanca”.